Existen duplas en el mundo del cómic que, por un motivo u otro, que trabajen juntos es sinónimo de calidad: Goscinny y Uderzo, Díaz Canales y Guarnido, Miller y Mazzucchelli, Brubaker y Phillips.⠀

El tándem noir por excelencia, que ya nos había presentado joyas como Criminal, The Fade Out o Fatale, llegan este año con una historia corta, de tan solo 72 páginas, ambientada en el mundo de Criminal, y que lleva por título ‘Mis heroes siempre han sido yonquis’.⠀

La sensación general es que, pese a ser una historia corta, se ha tratado de alargar la premisa. Ojo, no quiero decir con esto que sea un mal cómic, sino que da la sensación de que han ido pausando una trama sin complicaciones para dar un colofón demasiado precipitado.

El relato viaja entre pasado y presente para ofrecernos la historia de Ellie, una joven que siempre ha idealizado a los artistas adictos, y que ahora se encuentra atrapada en un centro de rehabilitación. Como siempre, nada es lo que parece, y no es oro todo lo que reluce; aunque eso sí, para descubrir la trampa, tendréis que leer el cómic.⠀

Igualmente, ‘Mis heroes…’ se disfruta, y mucho: Brubaker es un maestro a los diálogos, y el arte de Phillips sigue en muy buena forma. No extraña que recibiesen el Eisner en la pasada Comic Con, ni sorprendería que siguiesen apostando por este tipo de obras más cortas.⠀

En definitiva, un cómic ideal para quienes quieran introducirse en el género noir en el cómic, y en una de las mejores duplas artísticas que nos ha dado en sus años de historia. Eso sí, un precio un pelín excesivo para una historia tan corta. Cartoné, 72 páginas, 13€⠀

¡Compártelo!
Mis héroes siempre han sido yonquis

Deja una respuesta

Cerrar menú